Cerrar

Seremi de Salud invita a restaurantes a participar en taller para la incorporación de menús saludable para niños

En las dependencias de la escuela de gastronomía de INACAP, el SEREMI de Salud (S) Bastián Hermosilla Noriega, encabezó el lanzamiento de una iniciativa tendiente a fomentar los buenos hábitos alimenticios desde la niñez.

Se trata de la iniciativa llamada “La Nueva Carta del Menú Infantil”, que tiene como objetivo fomentar la inclusión de nuevos platos más saludables a las cartas de restaurantes y sacar el las salchipapas.

En la actividad, estudiantes de la escuela de gastronomía de INACAP, hicieron una demostración de ideas de platos entretenidos y saludables para niños.  

La idea es que los restaurantes,  sean capacitados con pautas claves para que puedan crear un nuevo menú para los niños, que dé la posibilidad de ofrecer propuestas más sanas. En esta ocasión, en los platos es propusieron alternativas ricas y sanas, con verduras, legumbres y frutas.

Este trabajo quiere reunir a todo el rubro gastronómico de la región, mediante una articulación con las Seremis de Salud y a través de una capacitación agendada para el próximo martes 7 de mayo. Las inscripciones estarán disponibles en el sitio web www.seremisaludatacama.cl 

El SEREMI de Salud (S) Bastian Hermosilla,  “hoy día estamos lanzando la iniciativa de crear una  nueva carta, donde los chef puedan crear un menú saludable para niños, más nutritiva e igualmente rica. Así como vieron ustedes, se prepararon acá (ejemplos) platos con distintos elementos, muy atractivos y sabrosos”.

“La idea nuestra es impulsar e invitar a todos los chefs de la región  (de forma voluntaria) a que se sumen y agreguen una carta con alimentos más saludables. A través de los niños podemos producir un cambio cultural en la alimentación, porque hoy día tenemos un problema de salud que es la obesidad infantil”, agregó la autoridad.

Por su parte, Francisco González Ubilla, Director de Carrera de la Escuela de Hotelería, Turismo y gastronomía de INACAP, señaló: “Parte del proceso de enseñanza INACAP basado en el modelo del Aprendizaje Activo, Vinculado y Colaborativo; está orientado a que nuestros estudiantes sepan valorizar los insumos disponibles en la región aprovechando de la mejor manera el gran escenario de nuestro patrimonio alimentario disponible. Por eso la alimentación de nuestros niños debe ser saludable pero con porciones distintas a la de los adultos, todo en función de su edad y actividad física, eligiendo alimentos como frutas y verduras frescas, cereales integrales, lácteos bajos en grasa y carnes magras. Es de suma importancia que los niños reciban los nutrientes necesarios que requieren cada día, ya que de esto depende su sano crecimiento y desarrollo para tener una vida feliz y saludable”.

Para el grupo etario de entre 2 y 5 años se recomienda un promedio de aporte energético de 1.200 y 1.350 kilocalorías, respectivamente, por lo que el almuerzo no debe superar un rango de 360 a 400 kilocalorías, para lograr una distribución adecuada de macro y micronutrientes.

Y los infantes de entre 6 y 10 años requieren un aporte de 1.500 kilocalorías para las niñas y de 1.700 kilocalorías para los niños, con un promedio de 500 kilocalorías en el almuerzo.

La malnutrición por exceso constituye un gran problema de salud pública a lo largo de todo el ciclo vital, y que comienza en la infancia. Se calcula que el 35 por ciento de los niños y de las niñas menores de seis años bajo control en el sistema público de salud presentan obesidad o sobrepeso.

En términos generales, existen acciones que favorecen patrones alimentarios saludables en la infancia, tales como:

– Planificar el horario y la distribución energética de cuatro tiempos de comidas bien establecidos en el día. De este modo, es preciso aportar 25% de las calorías diarias en el desayuno, 35% en el almuerzo, 15% en la once y el 25% en la cena. Y cada colación no debe superar el 5%.

– Favorecer el consumo de alimentos nuevos en pequeñas cantidades y repetir la oferta hasta que se logre su incorporación a la dieta habitual.

– Ofrecer alimentos en trozos pequeños para facilitar el uso del cubierto y propiciar así la independencia al comer.

– Proporcionar alimentos con diferentes texturas para reforzar habilidades masticatorias y favorecer la secreción salival.

– Proporcionar alimentos variados para estimular el apetito.

– Favorecer el consumo de alimentos en un ambiente familiar tranquilo y de afecto.

– Ofrecer alimentos saludables consumidos por otros integrantes de la familia, para educar por imitación e incorporar alimentos nuevos.

– Evitar consumir alimentos en soledad o frente a un televisor, computador u otra distracción, pues esa costumbre aumenta la ingesta de alimentos.

– Evitar el consumo de alimentos procesados que tengan sellos “Alto en” calorías, azúcares sodio y grasas saturadas. Como bebidas gaseosas, néctares y jugos azucaradas, golosinas, alimentos de cóctel, productos de pastelería y snack dulces y salados.

Fuente: Seremi de Salud Atacama

0 Comments
Abrir Chat
Hola somos Nostálgica.cl, envíenos su mensaje
scroll to top