Denuncian a cura Pedro Barrientos de abusos sexuales en el monasterio Los Trapenses: “Lo miré como mi papá y de eso se aprovechó”

Denuncian a cura Pedro Barrientos de abusos sexuales en el monasterio Los Trapenses: “Lo miré como mi papá y de eso se aprovechó”

La Fiscalía de O’ Higgins investiga al menos dos denuncias de abuso sexual en cadena al interior del monasterio Los Trapenses en Rancagua que involucran al sacerdote Pedro Barrientos.

Los hechos se remontan al año 2000, donde Barrientos habría violado a un joven postulante a monje, quien también habría abusado de un compañero en el recinto religioso.

La última víctima, quien solicitó mantener su nombre en reserva, relató a 24 Horasque su agresor “se lanza sobre la cama, me intenta dar un beso, me comienza a manosear. Estaba paralizado. No atinaba a nada. En un momento reaccioné y lo eché de la pieza”.

Tras el episodio, el hombre abandonó el claustro y 16 años después fue contactado a través de redes sociales por el compañero que ingresó a su habitación.

“Sus primera palabras fueron: perdóname por lo que te hice”, relató.

Posteriormente, los excompañeros mantuvieron contacto telefónico, donde el agresor señaló que su actuar se debió a que era víctima de abusos sexuales por parte del religioso Pedro Barrientos, quien ejercía como guía espiritual de los aspirantes en ese entonces.

En conocimiento de estos hechos, en 2016 el hombre denunció al sacerdote ante el entonces obispo de Rancagua Alejandro Goić Karmelić, aunque afirma que “no hubo ningún tipo de investigación por los menos que me diera a conocer”.

El denunciante intentó que su agresor informará a la iglesia de los abusos sufridos en el monasterio pero se negó. De todos modos, el hombre siguió adelante con sus acusaciones y relató lo sucedido en el Arzobispado de Santiago., donde finalmente tras un allanamiento en junio de 2018, el fiscal Emiliano Arias encontró los antecedentes, por lo que abrió una investigación.

Existen registros de que el cardenal Ricardo Ezzati tomó conocimiento de la denuncia y la regresó al obispo Goić.

Finalmente el joven que habría sido agredido por el cura Barrientos reconoció los abusos ante el OS9 de Carabineros y posteriormente ante la comisión Scicluna.

“Recuerdo en una ocasión encontrándome en mi pieza, específicamente en la hospedería, cuando aún no ingresaba a la clausura, llegó el padre Pedro Barrientos y me besó en la boca, sin decirme nada, luego él se va, jamás hablamos de ese asunto ya que se hizo el desentendido”, declaró. .

Además, contó que Barrientos lo instaló en Rancagua, pagó su estadía, sus estudios y gastos con el compromiso de que volviera cada fin de semana al monasterio. Fue en esos viajes donde denuncia que el cura le realizaba tocaciones y lo violó.

“Me traté de cortar las venas con un corta cartón con la intención de morir desangrado ya que no daba más con la culpa y el dolor que me había originado el padre Barrientos (…) a él lo miré como mi papá y de eso se aprovechó”, contó.

Rodrigo Zegers, abogado defensor del abad Pedro Barrientos, en declaraciones a 24 Horas, negó las acusaciones: “A diferencia de otros casos que son efectivos, este no es efectivo. Estamos en presencia de una imputación, a mi juicio, calumniosa”.

De todos modos, confirmó que el sacerdote acusado saldrá del claustro en los próximos días para declarar ante el Ministerio Público en Rancagua.

Cabe señalar que se trata de la primera denuncia a nivel mundial contra la orden Cisterciense.

Fuente: 24horas.cl

Comentarios

comentarios

NO HAY COMENTARIOS

Deje su comentario

         




Back to Top