Aguas Chañar ya opera bajo el alero del grupo Aguas Nuevas con foco en servicio al cliente y desarrollo regional

Aguas Chañar ya opera bajo el alero del grupo Aguas Nuevas con foco en servicio al cliente y desarrollo regional

El consorcio conformado por Aguas Nuevas -controlado por la japonesa Marubeni Corporation- y la administradora general de Fondo Toesca Asset Management, comienzan a operar formalmente la empresa de servicios sanitarios de la Región de Atacama, Aguas Chañar. Esto, luego de que ayer jueves se realizara un primer encuentro entre los nuevos equipos de la compañía y los trabajadores de Aguas Chañar, y durante esta jornada se efectuaran visitas al intendente regional y al alcalde de Copiapó.

Así, esta mañana, el Intendente Regional, Francisco Sánchez, recibió a los máximos ejecutivos de la empresa, liderados por su presidente y representante de la compañía japonesa Marubeni Corporation; Keisuke Sakuraba; el gerente general, Salvador Villarino, y el gerente regional de Aguas Chañar, Carlos Barboza. En la audiencia, el Intendente Sánchez enfatizó la importancia de que la compañía sea un actor presente en la zona, comprometido con el desarrollo de la región.

Al respecto, el gerente regional de Aguas Chañar, Carlos Barboza, quien antes de su arribo a la región se desempeñó en varios cargos al interior de Aguas Nuevas, como gerente regional de la filial Aguas del Altiplano (regiones de Arica y de Tarapacá), entregó a la autoridad los primeros lineamientos del trabajo de Aguas Chañar en esta próxima etapa:“Estas primeras semanas, estaremos muy focalizados en conocer en profundidad a la empresa y sus principales operaciones productivas, así como a sus equipos humanos de las distintas áreas. Hay mucha experiencia acumulada en la gente de una empresa que ha debido enfrentar grandes contingencias, y esa experiencia será necesaria para lo que viene”.

El objetivo de la compañía se centrará en aplicar mejoras concretas que apunten a la calidad del servicio, así como a minimizar las interrupciones del mismo, para lo cual es necesario contar con un completo diagnóstico al respecto. “Vamos a tomar las mejores prácticas acumuladas, pero al mismo tiempo vamos a aplicar la experiencia de 14 años de Aguas Nuevas operando servicios sanitarios en Chile, donde hemos tenido buenos resultados en cuanto a satisfacción del cliente y mejoras de estándares operativos en las más adversas condiciones geográficas. Lo relevante es que estamos operando una empresa en marcha, que tiene un plan de inversiones 2017-2018 vigente, por lo que lo primero es asegurarnos de cumplir con ese proceso”, dijo Barboza.

Entre otros ítems, está completar la renovación de 16.000 metros de redes para apoyar la distribución permanente en todas las localidades. Asimismo, el plan de acuartelamiento, para sectorizar de mejor manera y evitar cortes de gran envergadura en la región, además de ampliar dos plantas de tratamiento de aguas servidas, en Copiapó y Vallenar.

“Como empresa, hemos definido como foco orientar todos nuestros esfuerzos a mejorar la calidad del producto y minimizar interrupciones de suministro, en beneficio de las familias que atendemos”, reiteró.

En adelante, la compañía irá entregando el detalle de las inversiones adicionales que se planean realizar, para lo cual se ha establecido un plan a cinco años plazo que considera inversiones por cerca de US$100 millones.

“Desde ya, estamos poniendo a trabajar al personal de Aguas Chañar y lo mejor del capital humano de Aguas Nuevas para generar los cambios necesarios. Como compañía, más que ofrecer soluciones hoy, ofrecemos trabajo duro y todo nuestro esfuerzo. Venimos a pedir a la comunidad de Atacama una oportunidad para realizar nuestra gestión. Estamos convencidos de que podemos hacer que las cosas mejoren y tenemos todas las herramientas para hacerlo”, remarcó.

Comunicaciones Aguas Chañar

Comentarios

comentarios

NO HAY COMENTARIOS

Deje su comentario

         




Back to Top